Peace and Freedom Party

California's Feminist Socialist Political Party

  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Home Articles Artículos en Español ¿Irak y Afganistan – guerra sin fin?

¿Irak y Afganistan – guerra sin fin?

Por Bob Maschi

Los diplomáticos americanos se están mudando a su nueva embajada en Bagdad. El terreno de 104 acres con 20 edifi cios, ostentosamente tiene, canchas de tenis, centro comercial, cine, sus propios sistemas de agua y generación de energía, gimnasio y alberca. La embajada más grande del planeta, tiene un costo de 700 millones de dólares para los contribuyentes americanos y tendrá un presupuesto anual de más de 1,000 millones de dólares (un billón americano). Dinero asignado con los votos de los Demócratas y Republicanos en el congreso.

¿Suena esto como que ellos intentan abandonar Irak algun día?

Los gobernantes de los EE.UU. planean ocupar Irak y la región por mucho tiempo. Ya sea que un Demócrata o un Republicano sea electo presidente y cualquiera de los dos partidos que controle el congreso; mientras la región tenga petróleo y mientras los dos partidos corporativos dominen el gobierno, ellos mantendrán a las tropas en peligro en el Medio Oriente.

Bush y sus Republicanos iniciaron la guerra con el apoyo de casi todos los congresistas Demócratas. Es solo con el apoyo de los Demócratas que Bush ha podido continuar su guerra. Aunque algunos candidatos de los partidos mayoritarios dicen que quieren cambiar esto, todos ellos proclaman su disposición de hacer lo que sea necesario para "defender los intereses americanos", que realmente signifi ca el interés corporativo y no de la clase trabajadora.

Esto es porque el Gran Petróleo y otras corporaciones multinacionales que manipulan nuestra economía y nuestra política, deben tener una fuente segura de energía. Aun cuando Irak tiene una cantidad sustancial de reservas petroleras, es mucho más importante su localización. Desde Irak el poderío estadounidense puede dominar las rutas terrestres, oleoductos y rutas de embarque que transportan una cantidad tremenda del petróleo del mundo. Puede amedrentar o invadir sus vecinos, Siria o Irán y proyectar su poderío en el Golfo Pérsico, a través del cual casi una cuarta parte del suministro de petróleo es transportado. Irak está también en proximidad estratégica a los países recientemente formados y relativamente inestables que forma la frontera sur de Rusia; en donde fuentes adicionales de petróleo y gas son abundantes y una red de oleoductos ha sido planifi cada. Así mismo Afganistán.

Mientras la guerra sea más provechosa que la paz y mientras vivamos en una sociedad corrupta de "libre mercado" donde las corporaciones puedan ganar más dinero con petróleo que con energía solar, de viento u otros recursos renovables, este juego de ajedrez global continuará. Los Republicanos harán atroces pretensiones de que esta guerra y otras guerras futuras son sobre terrorismo o patriotismo. Los líderes del Partido Demócrata proclamarán que ellos quieren paz, al mismo tiempo que se llenas los bolsillos con donativos de las empresas petroleras y votan a favor de enviar más jóvenes a la batalla.

La guerra moderna no es realmente un confl icto entre naciones. Generalmente es una batalla brutal emprendida por gobiernos controlados por a las corporaciones, contra gente ordinaria que entorpece el camino a ganancias extraordinarias. Movilizado la oposición a la guerra y exhibiendo a los corruptos atizadores de la guerra por medio de manifestaciones, acción directa y educación, se pueden impedir y hasta detener guerras particulares, especialmente cuando la oposición armada es férrea. Pero la unica manera de romper con el círculo de poder en la política, la guerra y la de la voracidad corporativa institucionalizada es construyendo un tercer gran partido socialista. Para alcanzar a esa meta, los lectores del Partisano están invitados a unirse y ayudar a construir el Partido Paz y Libertad (Peace and Freedom Party).
 
Peace and Freedom Party Logo

Search